Acebo. Fotografías evocadoras.

“Piedra, extasis de una visión, un cuento que empieza.

Dices que no hay mucho que hacer,

tus pájaros inquietos salen de las orejas,

se posan en el umbral de una ventana de madera

pintada de rastros de pintura blanca desconchada,

justo encima de tu cabeza.

 

Recuerdas su nombre, sus manos,

sus labios dulces pronunciando tu presencia,

alegre tras una noche con calor de verano,

no encuentras la viveza en las gestos,

pero si el brillo en esos ojos tímidos a los que les cuesta mirarme,

llenos de experiencias y sueños por cumplir.

Casas de piedra,

el color azul imprenado como sangre en las paredes,

quiero descalzarme y que refresques la calle mientras bailo,

gritar tu nombre y reirme,

porque se que aparecerás a bailar conmigo,

mientras miramos nuestros pies chapoteando.”

 

 

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

No Comments

Post A Comment